Nuestros Pilares

Proclamamos la Autoridad de la Palabra de Dios sin Disculpas


La palabra de Dios nos dice en 2 Timoteo 4:2
“Predica la palabra, insiste a tiempo y fuera de tiempo, redarguye, reprende, exhorta con mucha paciencia he instrucción”
Es por eso que en Iglesia Vertical proclamamos la Autoridad de la Palabra de Dios tal y como nos es revelada en las escrituras, sin agregarle o quitarle el significado al texto.
En otras palabras si el texto habla del cielo y la esperanza que hay en Cristo, eso predicamos, si el texto habla del infierno y del tormento eterno como juicio para aquellos que no obedecerán el evangelio, eso predicaremos, que si la predestinación, que si la responsabilidad del hombre al llamado de arrepentirse, que si la Gracia, que si las obras.
Buscamos ser fieles a lo que diga el texto sin avergonzarnos, sin ningún temor por ofender a los hombres debido a la convicción de pecado que el texto traiga a sus corazones.
En Iglesia Vertical predicamos expositivamente, de esta manera, predicando libro por libro y texto por texto evitaremos errar en el entendimiento de las Santas Escrituras, y seremos fieles en exaltar a la persona de Cristo como las escrituras mismas fueron inspiradas para hacerlo.
Es por eso que aquí en Iglesia Vertical damos gran valor a este pilar, ya que si tenemos un pulpito sano, tendremos como resultado una iglesia sana que glorifica a Dios manteniendo como parte fundamental el Evangelio de Jesucristo.

Exaltamos el nombre de Jesucristo por medio de la Adoración


La palabra de Dios nos dice en el evangelio de Juan 4:24:
“Dios es Espíritu, y los que le adoran deben adorarle en espíritu y en verdad.”
La alabanza es parte fundamental en el proceso de santificación, y es esencial en el proceso de adoración de un Dios Santo que nos dice que le adoremos con nuevos cantos y que lo hagamos en espíritu y verdad.
Es por eso que en Iglesia Vertical nos esforzamos en usar canciones para alabar a Dios que sean Cristo-céntricas en su teología, y contemporáneas musicalmente hablando.
Creemos que el tiempo de alabanza en congregación en cada reunión debe ser genuina, fruto de un corazón sincero agradecido con Dios por la salvación, sin hipocresías o ritualismos que solo nos dan una apariencia de piedad.
Mientras cuidamos que nuestra adoración sea con una pasión genuina y vertical, enfocándonos en Dios quien merece toda la adoración, al mismo tiempo cuidamos que esta sea en orden y sin distraer a los demás durante el culto de adoración.
Aquí en Iglesia Vertical creemos que la música debe ser contemporánea que refleje la cultura y los tiempos en que vivimos. No porque en los tiempos de mi abuelita no había luz eléctrica, entonces sólo piano y el órgano son permitidos para alabar. !NO!, los tiempos han cambiado, ahora tenemos electricidad y una gran variedad de instrumentos para adorar al Dios creador de todo lo que tenemos.
Es por eso que en Iglesia Vertical sostenemos este pilar como parte fundamental de una Iglesia sana que Adora a Cristo de un corazón sincero en espíritu y verdad.

Creemos Fervientemente en el Poder de la Oración


La palabra de Dios nos dice en: Efesios 6:18
“Con toda oración y suplica orad en todo tiempo en el Espíritu, y así, velad con toda perseverancia y suplica por todos los santos”
No hay ministerio en la iglesia que pueda ser sano o acepto a los ojos de Dios si este no está basado en la oración.
La palabra de Dios es muy clara en que la oración es y debe ser parte esencial del crecimiento cristiano, y esta debe ser una práctica en la Iglesia de Cristo.
Debemos recordar que Dios es una persona y que, en la oración lo que hacemos es hablar con esa persona, a la cual tenemos acceso por los méritos de Jesucristo.
La oración nos ayuda a vivir en comunión con la persona Dios y nos enseña a vivir en dependencia a Él confiando en sus promesas.
En la oración reconocemos que dependemos de Él a cada momento y declaramos que hay cosas que sólo Él puede resolver y nadie más.
El ministerio de nuestro Señor Jesucristo es el ejemplo más fiel del poder de la oración, Cristo siendo Dios encarnado mantuvo siempre la oración como parte esencial de su relación con el Padre. Así que cuanto más nosotros debemos depender de este medio de Gracia que nos dejó Dios para que le conozcamos, y en humildad vengamos a Él, buscando comunión y completa dependencia en el para que cumpla sus propósitos en nuestra vida.
Es por eso que en Iglesia Vertical encontraras una iglesia que ora sin cesar en donde la oración personal, y los unos por los otros es pieza esencial de nuestra fe cristiana.

Compartimos el Evangelio de Jesucristo con Denuedo


La palabra de Dios nos dice en Efesios 6:19 – 20:
“Y orad por mí, para que me sea dada palabra al abrir mi boca, a fin de dar a conocer sin temor el misterio del evangelio, por el cual soy embajador en cadenas, que al proclamar lo hable con denuedo, como debo hablar”
En Iglesia Vertical tenemos muy claro cuál es el poder de Dios para la salvación. La Biblia nos dice en el libro de Romanos que es el mensaje del evangelio en el que hay poder para salvar.
Es por eso que uno de nuestros cuatro pilares es este. En Iglesia Vertical estamos comprometidos en compartir el evangelio de nuestro Señor Jesucristo con denuedo y sin temor a los hombres. Ya que este es el único medio bíblico que Dios diseñó para que los hombres crean en Jesucristo y se arrepientan para salvación. La fe viene por el oír la palabra de Dios y las personas no creerán si no les ha sido proclamado el mensaje de salvación.
Así que, tu veras que aquí es Iglesia Vertical el compartir el evangelio es de primera importancia, lo escucharás en cada sermón, lo escucharás en la alabanza y en la boca de cada creyente genuino que cree en el poder de la Palabra de Dios para salvar.
Entendemos también que el evangelio puede llegar a ser percibido como un mensaje ofensivo para el hombre natural. Ya que la cruz de Cristo nos pone a todos los hombres en el mismo nivel, condenados incapaces de ganar el favor de un Dios Santo por nuestros méritos u obras.
Aquí en Iglesia Vertical estamos más preocupados por la Verdad y por el destino eterno de las almas de los hombres, que en mantener la paz callándonos el mensaje para no ofender al pecador.
Ya que el evangelio es la única esperanza para el mundo, es por eso que compartirlo con valor y denuedo aquí es uno de nuestros pilares.